El caballo protagonista en las Luminarias 2017, en San Bartolomé de Pinares.

Son las diez de la noche en San Bartolomé de Pinares, y hace mucho frío. Es un pueblo en las montañas de Avila, con 600 habitantes, que reciben con mucho calor humano e invitan a rosquillas y pastas con vino dulce y sangría a quienes venimos a  celebrar la magia de la  en el día de san Antón.noche de las Luminarias

Es una localidad bonita con calzadas antiguas y calles empedradas por las que galoparán los caballos para saltar las 20 hogueras de fuego  preparadas con montones de leña de retama, ramos y piornos traída en 20 camiones.

Todo empieza con una bendición a los caballistas que participan en el recorrido en la Iglesia de San Bartolomé Apóstol y, a las diez de la noche, los mozos de la localidad comienzan a prender las hogueras con grandes manojos de leña.

Cuando todas las hogueras están ardiendo se nota un tremendo calor, que se mezcla con un espeso humo que se esparce por toda la localidad, traspasado por una luna brillante que consigue filtrarse entre ese humo y convertirlo en arte, con llamas de 5 metros de altura y 4 de ancho, formando unos remolinos con la corriente del viento que provoca  unos colores rojos especiales.

Por ahí galopan unos 150 caballos con sus jinetes y amazonas para atravesar las hogueras con un ruido impactante al golpear sus cascos contra los adoquines mientras se esparcen las brasas al pisar sobre el fuego.

Los espectadores disfrutan del espectáculo, a pesar de que tienen que sortear las carreras de los nobles brutos y soportar el intenso ruido

Los animales llevan sus colas protegidas para que no se les quemen con el fuego.

Los saltos sobre la leña ardiente, como en tantas hogueras en la noche de san Juan, duran unas dos horas que a los visitantes nos llegan a poco. Aunque otro espectáculo, éste más para el paladar que para la vista, viene después.

Las tiendas y carnicerías están abiertas para facilitar la compra de sardinas y chorizo y pancetas y chuletas que los vecinos ponen en parrilladas sobre las brasas para invitar a todo el mundo y hacer que se extienda la fama de las luminarias de la festividad de San Antón en San Bartolomé de Pinares. Gracias por el espectáculo, la amabilidad y la parrillada. Es una fiesta muy recomendable.

Mondelopress.com

Compártelo en redes...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *